Archivos Mensuales: enero 2010

¡Levántalo!


Colin Powell en Vietnam

Cuando Colin Powell era un joven oficial de infantería, sirvió en Frankfurt, Alemania. Un día su pelotón fue asignado para custidiar un cañón atómico de 280 milímetros. Powell alertó a sus hombres, cargó su pistola calibre 45 y saltó dentro de su jeep. Después de un pequeño recorrido, se percató que ya no tenía su pistola 45. Sabiendo muy bien que la pérdida de un arma era considerada un asunto serio, llamó de mala gana por radio a su capitán Tom Miller.

Cuando Powell regresó, el capitán Miller le dijo: “Tengo algo para usted”, y le entregó a Powell su pistola. Le dijo: “Algunos niños del barrio la encontraron donde se le cayó de su cartuchera”. Powell sintió un escalofrío. ¿La habían encontrado niños? “Sí”; continuó Miller, por suerte solamente dieron una vuelta antes de oír nosotros el tiro y quitarles la pistola. Miller concluyó: “Por el amor de Dios, hijo, no permitas que esto ocurra otra vez”.

Powell revisó más tarde su pistola y comprobó que no había sido disparada. La había perdido dentro de su tienda de campaña. Miller había urdido esa historia para darle un susto.

Powell concluyó su relato: “Su ejemplo de liderazgo inteligente no se perdió en mí. Nadie llegó jamás a la cima sin resbalar. Cuando alguien tropieza, no creo que hay que pisarlo fuerte. Mi filosofía es: Levántalo, sacúdele el polvo y ponlo nuevamente en carrera”.

El hombre que no se equivoca, generalmente no hace nada.

Vía Renuevo de Plenitud

Solidaridad naval


David R Eberhart Jr

En la Marina de Guerra de los EEUU no se da de baja ni se olvida al camarada cuándo está enfermo, preso, abandonado o sufriente.

Este es el caso del Chief Petty Officer (Suboficial Segundo de la Armada ) David Robert Eberhart JR, enlistado el 03 de agosto de 1993 en Philadelphia, dónde realizó hasta 2002 una excelente carrera de estudio y superación de todos los entrenamientos, cursos y programas.

En 2002 se le diagnosticó cáncer y fué transferido al Hospital Nacional Naval para un doloroso y prolongado tratamiento, del cuál se recuperó luego de un año y regresó al servicio activo, siendo destinado al porta-aviones USS Kitty Hawk con base en Japón.

En 2006 retornó el cáncer y fue reasignado a la base de la US Navy en Hawaii junto a su esposa e hijo, dónde se dedicó a tareas de oficina, evaluaciones y elaboración de programas, al mismo tiempo que continuaba su tratamiento médico.

En 2007 se traslada junto a su familia nuevamente al extremo oriente, siendo asignado a la Base de la US Navy en Pearl Harbor, donde continuó su labor para la armada y los permanentes tratamientos médicos.

A principios de 2008 su estado terminal de cáncer le impedía trabajar normalmente, pero jamás dejó de preocuparse por su gente, levantarle el ánimo a su familia y velar por los intereses de su fuerza.

Fue ascendido a Chief Petty Officer en una emotiva ceremonia junto a sus camaradas, y a los pocos meses, el 07 de junio de 2008 falleció a la edad de 35 años.

David R Eberhart Jr

David R Eberhart Jr

Este ejemplo de camaradería y apoyo de la fuerza, sumado a su actitud positiva, fue lo que lo mantuvo de pie durante años cuándo los médicos y especialistas sólo le daban pocos meses de vida.

Amor y algo más


Cuando le preguntaron a Garrison Keillor, escritor y humorista estadounidense, si creía que, en el fondo, lo único que todos queremos es ser amados, respondió:
“No, queremos ser ricos, ser admirados, comer como leones y estar flacos como serpientes. Deseamos que los niños nos pidan autógrafos, y tomar medicinas mágicas que nos relajen y nos vuelvan ingeniosos y sensuales. Pero, como no podemos tener todo eso, nos conformamos con que nos amen”

Que gran verdad. Gastamos nuestra vida detrás de cosas que parecen imposibles de alcanzar todas juntas y a la final tenemos que volvernos para buscar lo que está más cerca de nosotros. Fuimos hechos para amar y ser amados.

Vía Renuevo de Plenitud

No estoy a tu altura


Edificio mas alto del mundo. Foto tomada de http://img65.imageshack.us/i/burjdubai1jp2.jpg/

En días pasados hablaba con una amiga, y le preguntaba por un pretendiente que tenía y que estaba dándole vueltas. Su respuesta me sorprendió, ya que me dijo que le gustaba mucho, pero que no estaba a su altura. Pensé que se refería al hecho que él es más alto que ella, pero luego me di cuenta que era otro tipo de altura.

Y por qué tenemos que desconfiar de nosotros? O menospreciarnos a nosotros mismos? En Venezuela hay un dicho muy empleado en esos casos que reza “cada pulpero alaba su queso”, lo cual más o menos quiere decir que cada quien alaba lo que tiene. (Pulpero en Venezuela se refiere a comerciante de alimentos al detal, de pulpería o bodega).

Somos lo que somos, y lo que somos debe llenarnos de orgullo. Nadie es más que nadie ni menos que nadie. De hecho, se ha visto que en el amor no hay diferencia de edad, de raza, de clase social, de sexo ni de ubicación geográfica.

Subamos el autoestima y valoremos lo que tenemos, para que los demás también puedan valorarnos.

Una vez mantuve una relación formal con una bella dama, que siempre me parecía que “era demasiado para mi”. Y hasta que me animé y tuve el coraje de acercármele.  A veces esas personas que creemos que están fuera de nuestro alcance, están más a nuestro alcance de lo que creemos. A veces se crean mitos y todos piensan que por su belleza y personalidad deben tener miles de pretendientes, que a la final tienen miedo de acercarse por el aura de diva o de celebridad que pudiese tener esa persona.

No seamos cobardes, ni nos menospreciemos.

Debemos valorarnos para que nos valoren…

Luis Castellanos
Reflexiones Diarias

Lo que significa fracasar


El fracaso no significa que soy un fracasado; significa que todavía no he triunfado.

El fracaso no significa que no he logrado nada; significa que he aprendido algo.

El fracaso no significa que he sido un tonto; significa que tuve suficiente fe para experimentar.

El fracaso no significa que he sido desgraciado; significa que me atreví a probar.

El fracaso no significa que no lo tengo; significa que lo tengo de una manera diferente.

El fracaso no significa que soy inferior; significa que no soy perfecto.

El fracaso no significa que he desperdiciado mi tiempo; significa que tengo una excusa para comenzar otra vez.

El fracaso no significa que debo darme por vencido; significa que debo tratar con más ahínco.

El fracaso no significa que nunca lo haré; significa que necesito más paciencia.

El fracaso no significa que me has abandonado; significa que debes tener una mejor idea para mí.

Tomado del libro: Actitud de Vencedor. John Maxwell

Vía Renuevo de Plenitud

Comienza el día con la misma sonrisa que él…


Cody MacCasland no es un chico comun y corriente, cuando solo tenia 15 meses de edad , una rara enfermedad llamada Agenosis Sacral, invadió sus piernas. Pero eso no paró a Cody.

Algunos meses despues obtuvo su primer par de prótesis y desde entonces el puede hacer todo lo que cualquier otro niño puede hacer.
El no solo puede caminar,tambien puede correr, nadar,jugar al fútbol, hacer karate, jugar al jockey sobre hielo , etc.
Realmente es una inspiración.

Lee el resto de esta entrada

Resolviendo Conflictos


¿Vivir por vivir? o ¿vivir en paz? Estas son algunas estrategias de Napoleón Hill, divulgadas en su libro “La magia de pensar en grande”. El empleo apropiado de estas técnicas te ayudará a mejorar la calidad de tus relaciones y, por lo tanto, la calidad de tu vida.

1. Mantente fresco cuando otros estén furiosos y pierdan la cabeza. Tú tienes el control sobre tus emociones, no lo pierdas. No se trata de no demostrar tu molestia, sino de hacerlo mesuradamente, sin después arrepentirte de una acción cometida en un momento de descontrol.

2. Recuerda que cada discusión tiene al menos tres puntos de vista: el tuyo, el del otro y los de terceros, los cuales probablemente están más cerca de la objetividad. Siendo más versátil y viendo las cosas desde la perspectiva de los demás enriquecerás tu propio punto de vista.

3. Espera a calmarte antes de hablar. Ten en cuenta que la relación es más importante que la discusión. Dale más relevancia a las personas que a las opiniones.

4. Trata a toda persona con la cual tengas contacto como si fuera un pariente rico, de quien esperas ser incluido en su testamento. Nunca te arrepientas de tratar muy bien a la gente. Es el mejor negocio en todos los sentidos.

5. Busca el lado positivo y agradable, aun de las situaciones más complicadas y dolorosas. Es una disciplina que te ayudará a pasar más fácilmente los momentos difíciles y a convertir los problemas en oportunidades.

6. Establece el hábito de hacer preguntas y, sobre todo, de escuchar las respuestas. Pregunta antes de reaccionar. Algunas veces disparamos y después preguntamos. También preguntamos, pero escuchamos para contestar, y no para tratar de entender.

7. No hagas o digas nada que pueda herir o hacerle daño a otra persona. Aférrate al proverbio que dice que todo lo que uno haga, se devolverá. La gente no recuerda tanto lo que tú dices o haces, sino la intención con la que lo haces.

8. Sé consciente de la diferencia entre análisis amigable y crítica destructiva. Observa si el propósito de tus palabras es ayudar, desahogarte o hacer daño.

9. Ten presente que si toleras a los demás, ellos también serán pacientes contigo en los aspectos no muy gratos de tu personalidad.

10. El verdadero líder sabe reconocer sus errores y aceptar responsabilidad. No olvides que un conflicto bien manejado fortalece la relación, y te ayuda a aprender de las diferencias. Pensar positivamente es una disciplina que, ejercitada con constancia, te dará el poder de cambiar tuentorno y por consiguiente, tu vida.

La vida está llena de conflictos, pero recordemos, Lo que realmente nos afecta no es o que nos sucede sino como reaccionamos a lo que nos sucede.

Vía Renuevo de Plenitud

El poder curativo de un beso


En días pasados, visitando a mi hermano y a su familia, me recordé lo que había vivido con mis hijos cuando éstos estaban más pequeños.

Y específicamente, me recordé cuando mis hijos, así como lo hicieron mis sobrinos, y lo hacen todos los niños del mundo, se caían y golpeaban, y salían corriendo a buscar a su padre o madre para que les diera un beso en la parte herida.

Y por arte de magia, el dolor desaparecía.

Pero, qué tienen de mágico los besos de los padres? Cuál es el ingrediente químico de esos besos que curan milagrosamente?

Pues, físicamente, no hay nada de mágico ni hay ningún ingrediente secreto.

Es el poder de la mente de los niños (y de algunos no tan niños), que al sentir el beso de un ser querido, sienten que están protegidos y que todos sus males han desaparecido.

Fíjense a su alrededor, y dénse cuenta.

Verán cuán poderoso y cuán curativo es un beso…

Luis Castellanos
Reflexiones Diarias

Claves para el éxito


Es mucho mejor ser agresivos en tomar decisiones, arriesgarnos y equivocarnos
que agonizar por largo tiempo y estar correctos muy tarde.
Marilyn Moats Kennedy

Enfrentemos nuestros obstáculos y hagamos algo con ellos.
Descubriremos que no son la mitad de difíciles de lo que pensamos que eran.
Norman Vincent Peale

Nunca confundamos el movimiento con la acción.
Ernest Hemingway

Lo que hagamos hoy puede cambiar el curso de nuestra vida futura. Hoy es crítico. Hoy realmente cuenta.
Ralph S. Marston, Jr.

Lo que hemos hecho por nosotros mismos solamente se muere con nosotros;
lo que hemos hecho por otros y el mundo permanece y es inmortal.
Albert Pike

La verdad del asunto es que siempre sabemos lo correcto que hay que hacer.
Lo difícil es hacerlo.
Norman Schwarzkopf

Si consistentemente hacemos lo mejor que podemos, con integridad,
nos lamentaremos menos y avanzaremos con mayor facilidad.
Brian Koslow

Siempre hay dos maneras de regar luz: siendo la lámpara o
el espejo que la refleja.
Edith Wharton

He descubierto que siempre tenemos dos opciones y algunas veces,
es tan sólo una opción de actitud.
Judith M. Knowlton

Sonriamos el uno al otro, sonriámosle a nuestro cónyuge, sonriámosle a nuestro niños,
sonriamos el uno al otro -no importa quién sea- y eso nos ayudará a crecer
en amor el uno por el otro.
Madre Teresa

Los campeones no se hacen en los gimnasios. Los campeones
se hacen de algo que llevan muy dentro de sí mismos:
un deseo, un sueño, una visión.
Muhammad Ali

El gozo no compartido es una vela sin prender.
Proverbio Español

Nunca hay demasiada gente a lo largo de la “milla extra”.
Wayne Dyer

Dónde hemos estado no es ni la mitad de lo importante
de hacia dónde nos dirigimos.
Anónimo

¿Por qué no atrevernos a colgarnos de una rama?
¿No es allí donde está el fruto?
Frank Scully

Mi consejo para ustedes es que no preguntemos por qué sí o por qué no,
sino que disfrutemos nuestro helado mientras esté en nuestro plato.
Thornton Wilder

El carácter es la habilidad de mantenerse firme en una decision
mucho tiempo después de que la emoción con que se tomó se ha disipado.
Brian Tracy

Nuestra filosofía no se expresa mejor con palabras: se expresa en las escogencias que hacemos.
A largo plazo, moldeamos nuestras vidas y a nosotros mismos. El proceso nunca acaba hasta que morimos.
Y, las escogencias que hacemos son, en última instancia, nuestra responsabilidad.
Eleanor Roosevelt

El hombre que ve al mundo a los cincuenta de la misma manera que lo veía a los veinte,
ha desperdiciado treinta años de su vida.
Muhammad Alí

La mente es como el estómago. No cuenta tanto lo que le metemos,
sino cuánto digiere.
A. J. Nock

Cuando un amigo está en problemas, no le molestemos
preguntándole si podemos hacer algo por él o ella.
Pensemos en algo apropiado y hagámoslo.
Edgar Watson Howe

Para lograr grandes cosas necesitamos vivir
como si nunca fuésemos a morir.
Marquis de Vauvenargues

El misterio genera asombro y el asombro es la base
del deseo del hombre por entender.
Neil Armstrong

Lo único que se interpone entre un hombre y lo que quiere en la vida
es a menudo la voluntad de intentarlo y la fe para creer que es posible.
Richard M. DeVos

El valor es el temor que aguanta un minuto más.
Thomas Fuller

Si desarrollamos los hábitos del éxito,
haremos del éxito un hábito.
Michael E. Angier

Siempre estoy haciendo cosas que no puedo hacer,
así es como logro hacerlas.
Pablo Picasso

Fracaso: Unos pocos errores de juicio repetidos cada día.
Éxito: unas cuantas disciplinas sencillas practicadas cada día.
E. James Rohn

Alguien está sentado en la sombra hoy
porque algún otro plantó un árbol tiempo atrás.
Warren Buffett

Cuando duele demasiado mirar atrás y estamos demasiado temerosos de avanzar,
miremos a nuestro lado y nuestro mejor amigo estará allí.
Desconocido

Un hombre sin propósito es como un barco sin timón.
Thomas Carlyle

Vía Renuevo de Plenitud

El yogui y el loco


Nasrudin, el maestro loco de la tradición sufí, pasa frente a una gruta, ve a un yogui en plena meditación, y le pregunta lo que está buscando.
-Observo los animales, y he aprendido de ellos muchas lecciones que pueden transformar la vida de un hombre – dijo el yogui.
-Enséñame lo que sabes, y yo te enseñaré lo que aprendí, pues, en cierta ocasión, un pez me salvó la vida – responde Nasrudin.
El yogui se queda asombrado: si un pez salvó la vida de aquel hombre, debe tratarse sin duda de un santo. Decide, por tanto, enseñarle todo lo que sabe.
Cuando termina, le dice a Nasrudin:
-Ahora que te he enseñado todo lo que sé, sería para mí un honor escuchar la historia de cómo un pez te salvó la vida.
-Fue sencillo. Yo estaba casi muriéndome de hambre cuando lo pesqué, y gracias a él conseguí sobrevivir tres días.

Paolo Coelho

Terrible Catástrofe


El 16 de abril de 1947 en Texas City, Texas, EE. UU. de N. A., ocurrió una violenta explosión, la cual fue considerada como la más grande que se ha producido, aparte de las explosiones atómicas que se han efectuado.

Tres barcos que contenían explosivos volaron por los aires, y la población de Texas City fue inundada con flameantes desechos que destruyeron casi instantáneamente una fábrica de productos químicos valuada en diecinueve millones de dólares y produjo cientos de incendios. Hubo 551 muertos, 3.000 heridos graves, y una pérdida de cincuenta millones de dólares por los daños producidos en los edificios.

Todos estos perjuicios fueron causados por la desobediencia de un marinero o de un estibador que, violando la prohibición expresa de fumar, fumó, y arrojó la colilla del cigarro sobre alguna cosa inflamable; entonces se produjo un pequeño incendio que se comunicó a los depósitos de municiones, y después vino lo peor … la catástrofe. Todo, por la desobediencia de un solo hombre.–A. L.

Vía Renuevo de Plenitud

Mejores que el oro


Estas palabras fueron escritas en las Décimo octavas Olimpiadas en Tokio: “Lo más importante de los Juegos Olímpicos no es ganar sino participar; así como lo más importante en la vida no es el triunfo, sino la lucha. Lo esencial es… el haber peleado bien”.

Los atletas que alcanzaron los Juegos Olímpicos son ya los mejores entre los mejores de cada nación. Cada atleta ha sobresalido en formas que pocos de sus compañeros pudieran jamás alcanzar. Sin embargo solo uno llevará la medalla de oro, otro la de plata y un tercero de bronce. Aquellos que están tan acostumbrados a ganar enfrenta la devastadora posibilidad de perder no solo delante de sus compañeros de juego, sino también de sus compatriotas y en esta época de televisión mundial, delante del mundo entero.

Cuán vital es para estos atletas mantener su perspectiva de que ganar no es lo importante en las olimpiadas, sino la oportunidad de competir, de tratar y de dar su mejor esfuerzo.

No importa la arena en la que compitas, ganar no es lo importante en realidad. El dar tu mejor esfuerzo por un resto es lo que moldea dentro de ti las características duraderas y el carácter, cosas “mejores que el oro”.

Una de las mayores normas de la vida es esta: Mientras más das, más recibes.

Vía Renuevo de Plenitud

El aprendiz indeseable


Monasterio de Taktshang (Bután)

-No tenemos puertas en nuestro monasterio –le comentó Shantih al visitante.
-¿Y qué pasa con las personas inoportunas, que vienen a perturbar la paz del lugar?
-Las ignoramos, y acaban marchándose.
-¿Nada más? ¿Y eso da resultado?
Shantih no respondió. El visitante insistió algunas veces más. Viendo que no obtenía respuesta, resolvió partir.
“¿Has visto como sí que funciona?”, se dijo Shantih, sonriendo.

Paolo Coelho

Disfruta los Dedos Pegajosos


Mientras Jacqueline Kennedy participaba con tristeza del funeral de su esposo, sus pensamientos vagaron hasta sus dos hijos, Caroline y John. Solo horas después de la lúgubre ceremonia, y aún vestida de negro, Jackie celebró los tres años de edad que cumplía John con una fiesta en la Casa Blanca.

Desde que eran pequeños, pasando por la adolescencia y hasta el momento en que abandonaron el hogar, para Jackie sus hijos fueron la prioridad. Le molestaba que la prensa los persiguiera tanto como a ella.

“Creo que de cualquier manera la crianza de los hijos es bastante difícil. Y todo el mundo sabe que ser el centro de atención es la peor cosa para ellos. O bien llegan a consentirse o salen lastimados”, le confío una vez Jackie a una amiga. “Los niños necesitan el afecto y la dirección de su madre y pasar largos períodos con ella. Eso es lo que les da la seguridad en un mundo a menudo confuso”.

La realidad es que los nietos también crecen. No siempre estarán dispuestos para abrazar a sus abuelos. Cuando crecen, no les pedirán que les lean un cuento antes de ir a la cama. Estarán demasiado entretenidos con sus amigos como para hornear galletas. Preferirán montar a bicicleta, en patines o patineta en vez de salir a pasear.

Disfrute de los dedos pegajosos y las interminables preguntas mientras dure. Valore las interrupciones y las peticiones a medianoche. Cuando Dios nos envió a los nietos, no tenía la intención de que se quedaran pequeños para siempre.

Vía Renuevo de Plenitud

El Vencedor está solo


Cuando vi el libro en el mostrador de una librería,  me llamó la atención el título de la última obra del Maestro Coelho.  Y pensé inicialmente que estaba equivocado.

Los vencedores no están solos. Más bien todo el mundo busca a los vencedores. Y siempre van acompañados.

Pero una vez que me adentro en la lectura de estas páginas, me di cuenta que el equivocado era yo.

Y es que como le decía a una amiga en días pasados, muchas veces el vencedor debe hacer sacrificios para poder vencer. Y debe sopesar, si vale la pena el sacrificio.

Conozco mucha gente, que se autoproclaman “vencedores”, que han triunfado, a costa de no dedicarle tiempo a su cónyugue ni a sus hijos. O “triunfadores” que venden su integridad para llegar a la cima.  Creo que debemos poner las cosas en una balanza, y ver, como dije anteriormente. si vale la pena el sacrificio…  Prefiero ser una persona común y corriente, con mis hijos a mi lado, que ser un triunfador solo.

Porque otro aspecto que tocaba al principio era que el triunfador siempre estaba rodeado de personas. Cierto, pero el estar rodeado de personas no evita que estés solo. Estas rodeado de personas que se aprovechan de tu fama, o personas “jalaboradoras” o “chupamedias”, o sencillamente con personas que una vez que pierdas la fama y el triunfalismo, te abandonan sin pensarlo dos veces.

Ese es el precio de la fama.

El Vencedor está solo“. Definitivamente.

Para leer sinopsis del libro:  Leergratis

Para descargar el libro: Fileshunt

Luis Castellanos
Reflexiones Diarias

Feliz Año Nuevo 2010!


De todo corazón, espero que el año 2010 les traiga todo lo que ustedes desean…

A %d blogueros les gusta esto: