Archivos Mensuales: enero 2009

Vivir despeinad@


mafalda-despeinadaTodos deberíamos atender esta frase con intensidad, sin poses, disfrutando cada momento, cada experiencia, cada afecto. Sin lugar a dudas,  seríamos mucho más felices.

Hoy he aprendido que hay que dejar que la vida te despeine, por eso he decidido disfrutar la vida con mayor intensidad… El mundo está loco. Definitivamente loco… Lo rico, engorda.  Lo lindo sale caro.  El sol que ilumina tu rostro arruga. Y lo realmente bueno de esta vida, despeina…

– Hacer  el amor, despeina.
– Reírte a carcajadas, despeina.
– Viajar,  volar, correr,  meterte  en el mar, despeina.
– Quitarte la ropa, despeina.
– Besar a la persona que amas, despeina.
– Jugar, despeina.
– Cantar hasta que te quedes sin aire, despeina.
– Bailar  hasta que  dudes  si fue buena idea ponerte tacones altos esa noche, te deja el pelo irreconocible…

Así que como siempre cada vez que nos veamos yo voy a estar con  el cabello despeinado… Sin embargo, no tengas duda de que estaré pasando por el momento más feliz de mi vida. Es ley  de vida: siempre va a estar más despeinada la mujer que elija ir en el primer carrito de la montaña rusa, que la que elija no subirse.

Puede ser que me sienta tentado a ser una mujer impecable, peinada y planchadita  por  dentro  y por fuera. El aviso clasificado de este mundo exige buena presencia: Péinate, ponte, sácate, cómprate, corre, adelgaza, come  sano, camina derechita, ponte seria…   Y quizá debería seguir las instrucciones pero ¿cuando me van a dar la orden de ser feliz? Acaso no se dan cuenta que para lucir linda, me debo de sentir linda… ¡La persona más linda que puedo ser! Lo único que realmente importa es que al mirarme al espejo, vea a la mujer que debo ser. Por eso mi recomendación a todas las mujeres: Haz el amor, UNA Y MIL veces haz el amor, Entrégate, Come rico, Besa, Abraza, Baila, Enamórate, Relájate, Viaja, Salta, Acuéstate tarde, Levántate temprano, Corre, Vuela, Canta, Ponte linda, Ponte cómoda, Admira el paisaje, Disfruta,  y sobre  todo, deja  que la vida te despeine. Lo peor que puede pasarte es  que, sonriendo frente al espejo, te tengas que volver a peinar.

Anuncios

El tamaño de las personas


gigante-y-enanoUna persona es enorme para uno, Cuando habla de frente y vive de acuerdo a lo que habla, cuando trata con cariño y respeto, cuando mira a los ojos y sonríe inocente.

Es pequeña cuando solo piensa en si misma, y le hace creer a los otros que piensa en ellos, cuando se comporta de una manera poco gentil, cuando no apoya, cuando abandona a alguien justamente en el momento en que tendría que demostrar lo que es mas importante entre dos personas: la Amistad, el compañerismo, el cariño, el respeto,  El celo y asimismo el amor.

Una persona es gigante cuando Se interesa por tu vida, cuando busca alternativas para tu crecimiento, cuando sueña junto contigo… cuando trata de entenderte aunque no piensen igual.

Una persona es grande cuando perdona, cuando comprende, cuando se coloca en el lugar del otro, cuando obra no de acuerdo con lo que esperan de ella, pero de acuerdo con lo que espera de si misma.

Una persona es pequeña cuando se deja regir por comportamientos clichés. Cuando quiere quedar bien con todos, cuando maneja a la gente como un titiritero y lamentablemente siempre hay gente que no tiene convicciones y se deja manejar….

Una misma persona puede aparentar grandeza o pequeñez dentro de una relación, puede crecer o disminuir, en un corto espacio de tiempo.

Una decepción puede disminuir el tamaño de un amor que parecía ser grande.
Una ausencia puede aumentar el tamaño de un amor que parecía ser ínfimo.
Una decepción puede terminar con el respeto por alguien…de muchos… Una acción correcta puede enaltecer a otros.

Es difícil convivir con esta elasticidad:  Las personas se agigantan y se encogen a nuestros ojos. Ya que nosotros no juzgamos a través de centímetros y metros, sino de acciones y reacciones, de verdades o falsedades, de expectativas y frustraciones.

Una persona es única al extender la mano, y al recogerla inesperadamente, se torna otra.

El egoísmo unifica a los insignificantes, a los perdedores, a los falsamente llamados diplomáticos.

No es la altura, ni el peso, ni la belleza, ni un titulo o mucho dinero lo que convierte a una persona en grande… Es su honestidad, su decencia, su amabilidad y respeto por los sentimientos e intereses de los demás.

Por su sensibilidad sin tamaño…

Versión de escrito por William Shakespeare

Serás grande


luciano-pavarottiCuando Luciano Pavarotti era un niño, su abuela lo ponía con frecuencia en su regazo y le decía: “Serás grande ya lo verás” . Sin embargo, ¡Los sueños de la abuela era ver a Luciano convertido en un gran banquero!

En vez de ello Pavarotti fue maestro. Enseño por un tiempo en un colegio primario, cantando algunas veces en ocaciones especiales. Su padre fue el que lo motivo a desarrollar su voz, reprendiendolo cada ves que cantaba por debajo de su pontencial.

Finalmente a los 22 años, Pavarotti dejó de enseñar… Para vender seguros. Continuó buscando algo estable en donde pudiese apoyarse financieramente, en caso de no tener éxito en el mundo de la música. El negocio de los seguros le permitió tomarse tiempo para tomar lecciones de canto y el resto es historia.

La estrella de la ópera dijo una vez en una entrevista: “Estudiar canto fue el momento del cambio en mi vida. Es un error seguir en la vida el camino seguro”.

Agregando con un guiño es sus ojos: ” Mi Maestro me preparó. Pero ningún maestro me dijo jamás que iba a ser famoso. Solo mi abuela lo hizo”

Se necesita valor para dejar un puesto que se considera seguro y comenzar en una nueva dirección. Pero si no se atreve a arriezgarse, nunca se dará cuenta de su potencial ni sabrá lo que Dios quiso que usted fuese.

“El hombre no puede descubrir nuevo océanos antes de tener la valentía de perder de vista la orilla”.

Vía Renuevo de Plenitud

La Pareja Orgullosa


la-vida-1Érase una vez un joven que tenía fama de ser el individuo más terco de la ciudad, y una mujer que tenía fama de ser la doncella más tozuda, e inevitablemente terminaron por enamorarse y casarse.

Después de la boda, celebraron en su nuevo hogar un gran festín que duró todo el día.

Al fin los amigos y parientes no pudieron comer más, y uno por uno se marcharon.

Los novios cayeron agotados, y estaban preparándose para quitarse los zapatos y descansar cuando el marido notó que el último invitado se había olvidado de cerrar la puerta al marcharse.

-Querida -dijo-, ¿te molestaría levantarte para cerrar la puerta? Entra una corriente de aire.

-¿Por qué debo cerrarla yo? -bostezó la esposa-. Estuve de pie todo el día, y acabo de sentarme. Ciérrala tú.

-¡Conque sí! -regonzó el esposo-. En cuanto tienes la sortija en el dedo, te conviertes en una holgazana.

-¿Cómo te atreves? -gritó la novia-. No hace un día que estamos casados y ya me insultas y me tratas con prepotencia. ¡Debí saber que serías uno de esos maridos!

-Vaya -gruñó el esposo-. ¿Debo escuchar tus quejas eternamente?

-¿Y yo debo escuchar eternamente tus protestas y reproches?

Se miraron con mal ceño durante cinco minutos. Luego la novia tuvo una idea.

-Querido -dijo-, ninguno de ambos quiere cerrar la puerta, y ambos estamos cansados de oír la voz del otro.
Así que propongo una competencia. El que hable primero debe levantarse a cerrar la puerta.

-Es la mejor idea que he oído en todo el día -respondió el esposo-. Comencemos ahora.

Se pusieron cómodos, cada cual en una silla, y se sentaron frente a frente sin decir una palabra.

Así habían pasado dos horas cuando un par de ladrones pasó por la calle con un carro.
Vieron la puerta abierta y entraron en la casa, donde no parecía haber nadie, y se pusieron a robar todo aquello de que podían echar mano.
Tomaron mesas y sillas, descolgaron cuadros de las paredes, incluso enrollaron alfombras.

Pero los recién casados no hablaban ni se movían.

No puedo creerlo -pensó el esposo-. Se llevarán todo lo que poseemos, y ella no dice una palabra.

¿Por qué no pide ayuda -se preguntó la esposa-. ¿Piensa quedarse sentado mientras nos roban a su antojo?

Al fin los ladrones repararon en esa callada e inmóvil pareja y, tomando a los recién casados por figuras de cera, los despojaron de sus joyas, relojes y billeteras.
Pero ninguno de ambos dijo una palabra.

Los ladrones se largaron con su botín, y los recién casados permanecieron sentados toda la noche.
Al amanecer un policía pasó por la calle y, viendo la puerta abierta, se asomó para ver si todo estaba bien.
Pero no pudo obtener una respuesta de la pareja silenciosa.

-¡A ver! -rugió-. ¡Soy el agente de la ley! ¿Quiénes son ustedes? ¿Esta casa les pertenece? ¿Qué sucedió con todos los muebles?

Y al no obtener respuesta, se dispuso a golpear al hombre en la oreja.

-¡No se atreva! -gritó la esposa, poniéndose en pie-. Es mi marido, y si usted le pone un dedo encima, tendrá que responder ante mí.

-¡Gane! -gritó el esposo, batiendo las palmas-. ¡Ahora ve a cerrar la puerta!

William J. Bennett. El libro de las virtudes

Más frases para reflexionar


  • Quien no comprende una mirada tampoco comprenderá una larga explicación. (Anónimo)
  • Si te caes siete veces, levántate ocho. (Anónimo)
  • La paciencia es un árbol de raíz amarga pero de frutos muy dulces. (Anónimo)
  • ¿Qué sentido tiene correr cuando estamos en la carretera equivocada? (Anónimo)
  • Cuando te inunde una enorme alegría, no prometas nada a nadie. Cuando te domine un gran enojo, no contestes ninguna carta. (Anónimo)
  • Cuando hables, procura que tus palabras sean mejores que el silencio. (Anónimo)
  • El sabio puede sentarse en un hormiguero, pero sólo el necio se queda sentado en él. (Anónimo)
  • Añorar el pasado es correr tras el viento. (Anónimo)
  • Cuando el carro se haya roto muchos os dirán por donde no se debía pasar. (Anónimo)
  • Si eres paciente en un momento de ira, escaparas a cien días de tristeza. (Anónimo)
  • De lo sublime a lo ridículo no hay más que un paso. (Napoleón I)
  • Las preguntas no son nunca indiscretas. Las respuestas, a veces sí. (Oscar Wilde)
  • Es menos malo agitarse en la duda que descansar en el error. (Alessandro Manzoni)
  • Las ideas no son responsables de lo que los hombres hacen de ellas. (Werner Karl Heisenberg)
  • Huye de los elogios pero trata de merecerlos. (François Fénelon)
  • Si la juventud es un defecto, es un defecto del que nos curamos demasiado pronto. (James Russell Lowell)
  • El mundo entero se aparta cuando ve pasar a un hombre que sabe adónde va. (Antoine de Saint-Exupery)
  • Ganamos justicia más rápidamente si hacemos justicia a la parte contraria. (Mahatma Gandhi)
  • En la vida no hay premios ni castigos, sino consecuencias. (Robert Green Ingersoll)
  • Como no tenemos nada más precioso que el tiempo, no hay mayor generosidad que perderlo sin tenerlo en cuenta. (Marcel Jouhandeau)
  • Deberíamos usar el pasado como trampolín y no como sofá. (Harold MacMillan)

Maratón


Ojalá la vida fuera así…

No te quieres enamorar?


abrazos-2Cuando uno termina una relación sentimental, pueden quedar cosas buenas y pueden quedar cosas malas.

Cosas buenas que pueden quedar: buenos recuerdos, sentimientos descubiertos, metas alcanzadas, descendientes procreados, enseñanzas y experiencias  que pueden evitar que cometamos de nuevo los mismos errores

Cosas malas que pueden quedar:  traumas, miedos, bancarrotas, fracasos, pérdida de la inocencia.

Como lo veo, siempre el balance va a ser positivo, y generalmente siempre vamos a obtener más cosas buenas que cosas malas.

Una de las cosas malas que siempre quedan después de una relación sentimental, es ese miedo a ser dañado de nuevo, o ese miedo a sufrir. Miedo a abrir nuestro corazón de nuevo, para que de nuevo sea maltratado.

¿Y vale la pena? Pues yo digo que si.

Hay un dicho: “para encontrar a un príncipe hay que besar unos cuantos sapos”. Claro, no es que vamos a besar a todos los sapos que se nos presenten, pero eventualmente encontraremos a la persona indicada.

Hay muchas personas que se encierran y se dicen “no me quiero enamorar otra vez”.  “No quiero sufrir otra vez”. “No quiero amar otra vez”.

Pero quisiera que esas personas recuerden qué sentían cuando estaban enamorados.

Sentirse enamorados, enamorado de la vida, enamorado de un trabajo, enamorado de un hobby, enamorado de su pareja, es uno de los sentimientos más hermosos que existen.

¿Y por qué tenemos que negarnos a sentirlo?

Seamos como los niños cuando están aprendiendo a caminar. Tratan de dar un paso, y se caen. Se lastiman, lloran. Pero se vuelven a levantar y tratan de dar otro paso más. Se vuelven a caer, se lastiman y lloran. Y de nuevo se levantan, hasta que la constancia y la persistencia le ayudan a caminar.

No todos los hombres, ni todas las mujeres son iguales.

Ahora bien,  seríamos masoquistas si buscáramos (ex profeso) a alguien que encaje en el perfil de nuestra anterior pareja. Pero a lo mejor nos sorprende la vida, y encontramos a alguien muy distinto…

Luis Castellanos

Reflexiones Diarias

correo-luis-castellanos.jpg

Iluminación en siete días


Buda afirmó frente a sus discípulos: el que se esfuerza, puede alcanzar la iluminación en siete días. Si no lo consigue, sin duda lo logrará en siete meses, o en siete años.
Un joven se propuso conseguirlo en una semana, y quiso saber cómo debía actuar. “Concentración” fue la respuesta.
El joven empezó a practicar, pero diez minutos más tarde ya se había distraído, y consideró que no estaba perdiendo el tiempo, sino habituándose consigo mismo.
Un buen día decidió que no era necesario llegar tan rápido a su meta, pues el camino le estaba enseñando muchas cosas.
Y fue en este momento cuando alcanzó la iluminación.

Paolo Coelho

Las mujeres que aman demasiado


Amar no es sinónimo de sufrir. Las siguientes son características típicas que se presentan en mayor o menor proporción en las mujeres que aman demasiado:

1 Tal vez proviene de un hogar disfuncional, donde no fueron satisfechas sus necesidades emocionales.
2 Al haber recibido poco afecto, usted trata de compensarlo indirectamente, dando afecto a hombres necesitados.
3 Al no haber podido convertir a su(s) progenitor(es) en seres atentos y cariñosos, busca a hombres difíciles, con el fin de lograr ese cambio en ellos.
4 Teme al abandono, por lo que evita que cualquier relación se disuelva.
5 Es capaz de cualquier cosa por ayudar al hombre que ama.
6 Debido a la falta de amor, se esfuerza en exceso por complacer a su pareja.
7 Está dispuesta a aceptar más responsabilidades, culpas y reproches que su pareja.
8 Posee poco amor propio y cree no merecer felicidad.
9 Por su inseguridad, necesita desesperadamente controlar a su pareja y su relación.
10 Sueña con una relación ideal, en lugar de vivir la realidad.
11 Es adicta a los hombres y al sufrimiento.
12 Tiene predisposición a las adicciones.
13 Evade su responsabilidad para consigo, al sentirse atraída por personas conflictivas, caóticas o emocionalmente dolorosas.
14 Puede ser propensa a depresiones, las cuales disfraza con la excitación que le brinda una relación inestable.
15 Considera aburridos a los hombres amables y confiados que se interesan en usted.

En el libro Las mujeres que aman demasiado, Robin Norwood (1)(2) le ayudará a reconocer, entender y cambiar su manera de amar, aprender a amarse a sí misma y encontrar una relación de pareja sana y estable.

Tomado de la sección de  Parejas (Diario El Universal)

Qué es el Fracaso?


fracasoFracaso no significa que estemos derrotados:
significa que hemos perdido solo una batalla.

Fracaso no significa que no hemos logrado nada:
significa que hemos aprendido algo,

No significa que hemos sufrido el descrédito:
significa que estuvimos dispuestos a ensayar.

No significa falta de capacidad:
Significa que debemos hacer las cosas de una manera diferente.

Fracaso no significa que somos inferiores:
Significa que no somos perfectos.

No significa que hemos perdido nuestra vida:
significa que tenemos buenas razones para empezar de nuevo.

No significa que debemos echarnos atrás:
significa que debemos luchar con mayor ahínco.

Fracaso no significa que jamás lograremos nuestras metas:
significa que tardaremos un poco en alcanzarlas.

Vía Renuevo de Plenitud

Mi trabajo ideal


Yo pensaba que el trabajo que tenìa actualmente era mi trabajo ideal, ya que me siento plenamente identificado con los procesos y con la gente con la que interactúo, y no pensaba que conseguiría un trabajo mejor.

Pero leyendo en el Universal, me encontré con mi trabajo ideal!

“Ofrecen sueldo de 100.000 dólares por vivir como turista en una isla tropical”

Pensé que era broma. Pero no.  Acá está la noticia oficial (en inglés).

Y es que visto así, qué puede ser mejor que eso?

hardy-reef-queensland-australiaLa oferta de este trabajo de ensueño, a la que pueden acogerse personas de cualquier nacionalidad, incluye los vuelos y el alojamiento en Queensland, a condición de que la persona elegida nade, bucee, conozca a gente nueva, haga turismo y explique sus experiencias por Internet.

El ganador deberá hacer fotos, grabar vídeos y publicar semanalmente la información en un blog o bitácora por la red.

Luis Castellanos

Los zapatos y las decisiones


zapatoUn joven llamado Ronald tenia una tía que lo quería mucho y era muy bondadosa con él. En una ocasión ella llevo al joven a un zapatero para que le hiciera un par de zapatos a la medida.

El zapatero le pregunto: ¿Quieres los zapatos puntera cuadrada o redonda? Ronald tartamudeo un poco, el no sabia lo que quería.

El zapatero dijo: ” Esta bien. Ven por acá dentro de un par de días, me dices lo que quieres y te haré los zapatos”. Dos días después, el zapatero lo vio en el pueblo y le volvió a preguntar:

“¿Quieres los zapatos puntera cuadrada o redonda?

Ronald le contesto: “No se”.

El zapatero le dijo: “Ven dentro de dos días y tus zapatos estarán listos”.

Ronald contaba que cuando fue a buscar los zapatos, uno de ellos tenía la puntera cuadrada y el otro redonda.

El zapatero lo miro y le dijo: “Esto te enseñara que desde ahora en adelante, no debes permitir que la gente tome decisiones por ti”.
Y el joven agregaba: ” Aprendí allí mismo a tomar mis propias decisiones, si uno no lo hace, otro lo hará por uno”

¿No sientes la suficiente confianza como para tomar una decision, ya que tienes miedo de cometer algún error?, bueno, pues entonces recuerda que inclusive las malas decisiones pueden ser una excelente oportunidad de aprender.

Logre su propio infarto


heartattack1. Su trabajo antes que nada. Las consideraciones personales son secundarias.  Entréguese a su trabajo con alma vida y sombrero  y piense que la tierra dejará de girar y el sol de aparecer si usted interrumpe su labor. Piense únicamente en  producir, ya que producir es la clave. Usted tiene que ser un hombre de éxito… aunque lo disfrute en el  cementerio.

2.  Vaya a la oficina los sábados en la tarde. hay que cumplir. Nada de descanso o diversiones.  Nada de cine, amigos o canas al aire. A lo mejor el trabajo del sábado le reporta unos pesos extras $$$$$ que le serán muy útiles para el tratamiento coronario.

3.  Debido a la inseguridad, por las noches es muy peligroso ir a la oficina. En consecuencia llévese el trabajo a la casa. Cuando todos duermen usted tendrá la tranquilidad necesaria para trabajar a sus anchas. Si quiere coloque un computador en la  cabecera de su cama… da un lindo aspecto.

4. Nunca diga NO a lo que le pidan que haga. Inclúyase en todos los  comités, consejos, comisiones. Vaya a todas las reuniones y  demuestre que es el mejor. Vaya a  todas las juntas directivas. Cuando fallezca, darán un toque muy colorido todas las coronas que manden las distintas asociaciones a  las que perteneció.

5. No desperdicie el tiempo comiendo reposadamente. Coloque un teléfono muy cerca de la mesa del comedor. Ingiera harinas, grasas, enlatados, azúcares y todo el café que pueda. Un muerto barrigón y adiposo, pesa más y así verán muchos más amigos cargándolo con gran esfuerzo hasta su última morada.

6. Descansar es perder el tiempo. Usted es un hombre muy activo y ocupado. Camine de prisa, angústiese, no disfrute de un atardecer, ni se siente en un parque. Dicen que en la otra vida hay unos paisajes hermosos llenos de luz y sonidos de arpa.

7. No tome vacaciones, usted es de gran resistencia y largo aliento. Ya las tomará cuando muera. El cementerio es un gran hotel de reposo, no hay ascensores y nadie hace ruido.

8. Usted es el único que sabe.  No delegue en nadie sus responsabilidades. Pero se ha preguntado, usted que se las sabe todas … ¿Cuando va a morir?

9. Si tiene que viajar por asuntos de trabajo, obviamente trabaje día y noche. Ponga cara de angustia, no duerma, grite, desespérese, trate  mal a todo el mundo, usted manda. Todos sus compañeros irán al entierro ….. pero para constatar que haya quedado boca abajo y   bien enterrado.

10. Compita, hay que competir siempre. Viva para los demás!.

Anímese, está a tiempo, comience hoy mismo con el primer paso!

Profesión: madre


supermadreMeses atrás, cuando recogía a los niños del colegio, otra madre a la que conocía bastante bien, se me acercó.  Estaba muy indignada.

– “¿Sabes lo que tú y yo somos?” me preguntó.

Antes de que yo pudiera darle una respuesta, la cual la verdad no sabía yo cuál era, ella me empezó a contar la razón por la cual me hizo esa pregunta.

Parece que recién venía de renovar su licencia de conducir en la oficina de tránsito .  Cuando la oficial que tomaba los datos, le preguntó cuál era su ocupación, ella no supo qué responder.

Al percatarse de esto, la oficial que tomaba los datos le dijo: – “A lo que me refiero, explicó la oficial, es a si usted trabaja o es simplemente una …?”

– “Claro que tengo un trabajo, le contestó, soy una mamá”.

La oficial respondió: – “No ponemos mamá como opción, vamos a ponerle ama de casa. ” – fue la respuesta enfática de la oficial.

Yo había olvidado por completo la historia, hasta que un día me pasó exactamente lo mismo.  La funcionaria era obviamente una mujer de carrera, eficiente, de mucha postura, y tenía un título muy despampanante que decía “Interrogadora Oficial”. – “Cuál es su ocupación?” me preguntó ella. –

Le respondí: “Soy una Investigadora Asociada en el campo del Desarrollo Infantil y Relaciones Humanas.”

¿Qué me hizo contestarle esto? No lo sé. Las palabras simplemente salieron de mi boca. “La funcionaria se detuvo, el bolígrafo quedó congelado en el aire, y me miró como si no hubiese escuchado bien.

Repetí el título lentamente, haciendo énfasis en las palabras más importantes. Luego, observé asombrada cómo mi pomposo anuncio era escrito en tinta negra en el cuestionario oficial. –

“Me permite preguntarle, dijo la funcionaria, con un aire de interés, ¿qué es exactamente lo que hace usted en este campo de investigación?” Con voz calmada y pausada, contesté: –

“Tengo un programa continuo de investigación (qué madre no lo tiene) en el laboratorio y en el campo (normalmente me hubiera referido a lo anterior como adentro y afuera).
Estoy trabajando para mi maestría (la familia completa) y ya tengo cuatro créditos (todas mis hijas).

Por supuesto que el trabajo es uno de los que mayor demanda tiene en el campo de humanidades (¿alguna madre está en desacuerdo?) y usualmente trabajo 14 horas diarias (en realidad como 24).

Pero el trabajo tiene muchos más retos que cualquier trabajo sencillo, y la remuneración es más que solamente económica, también están ligadas al área de la satisfacción personal”.
Se podía sentir una creciente nota de respeto en la voz de la funcionaria, mientras completaba el formulario.

Una vez terminado el proceso, se levantó de la silla y personalmente me acompañó a la puerta. Al llegar a casa, emocionada por mi nueva carrera profesional, salieron a recibirme tres de mis asociadas del laboratorio, de 13, 7, y 3 años de edad.

Arriba yo podía escuchar a nuestro nuevo modelo experimental en el programa de desarrollo infantil (de 6 meses de edad), probando un nuevo programa de patrón en vocalización. ¡Me sentí triunfante! ¡Le había ganado a la burocracia!
Había entrado en los registros oficiales como una persona más distinguida e indispensable para la humanidad que sólo:

“una madre más”

La maternidad… carrera más gloriosa. Especialmente cuando no se tiene un título en la puerta.

Vía Renuevo de Plenitud

Tiempo Mágico


  • entrevista02Conté mis años y descubrí que tengo menos tiempo para vivir de aquí en adelante que el que viví hasta ahora.
  • Me siento como aquella joven que ganó una caja de dátiles; los primeros los comió con displicencia pero, cuando percibió que quedaban pocos, comenzó a roer hasta el carozo.
  • Ya no tengo tiempo para lidiar con mediocridades.
  • No quiero estar en reuniones donde desfilan egos inflados.
  • No tolero a maniobreros y ventajeros.
  • Me molestan los envidiosos que tratan de desacreditar a los más capaces para apropiarse de sus lugares, talentos y logros.
  • Ya no tengo tiempo para proyectos megalomaníacos.
  • No participaré de conferencias que establecen plazos fijos para erradicar la miseria en el mundo.
  • No quiero que me inviten a eventos de un fin de semana donde se pretende solucionar los problemas del milenio.
  • Ya no tengo tiempo para reuniones interminables donde se discuten estatutos, normas, procedimientos y reglamentos internos,sabiendo que no se va a lograr nada.
  • Ya no tengo tiempo para soportar melindres de personas que, a pesar de su edad cronológica, son unos inmaduros.
  • No quiero ver las agujas del reloj avanzando en reuniones de “confrontación”, donde “tiramos todos los hechos sobre la mesa”.
  • Detesto ser testigo de los defectos que genera la lucha por el majestuoso cargo de “ Secretario General”.
  • Recuerdo ahora a Mário de Andrade, que afirmó: “las personas no discuten contenidos, apenas los títulos”.
  • Mi tiempo es escaso como para discutir títulos; quiero la esencia, mi alma tiene prisa…
  • Sin muchos dátiles en la caja, quiero vivir al lado de gente humana, muy humana; que sepa reír de sus errores, que no se envanezca con sus triunfos, que no se considere electa antes de hora, que no huya de sus responsabilidades, que defienda la dignidad de los marginados y que desee tan sólo andar al lado de Dios.
  • Caminar junto a cosas y personas de verdad, disfrutar de un afecto absolutamente sin fraudes, nunca será pérdida de tiempo.
  • Lo esencial es lo que hace que la vida valga la pena.
  • Quiero rodearme de gente que sepa tocar el corazón de las personas. Gente que los golpes duros de la vida, los enseñó  a crecer con toques suaves en el alma.
  • Si…. Tengo prisa … por vivir con la intensidad que solo la madurez puede dar.
  • Pretendo no desperdiciar parte alguna de los dátiles que me quedan.
  • Estoy seguro que serán mas exquisitos que los que hasta ahora he comido.

Mi meta es llegar al final satisfecho y en paz con Dios.

Amor del corazón


abrazos-3Hoy en día las aventuras amorosas no son inusuales entre jóvenes adolescentes. No es particularmente sorprendente cuando dichas aventuras amorosas terminan por una u otra causa. Normalmente los adolescentes sobrepasan el dolor de una relación terminada y descubren que hay otros peces en el mar.

Esta típica norma, comenzó cuando Felipe Garza Jr. comenzó a salir con Donna Ashlock. Felipe y Donna salieron juntos hasta que Donna enfrió el romance y comenzó a salir con otros muchachos.

Un día, Donna se doblaba de dolor. Los médicos prontamente descubrieron que Donna se estaba muriendo de una enfermedad degenerativa del corazón y necesitaba un trasplante desesperadamente. Felipe se enteró de la condición de Donna y le dijo a su mamá: Voy a morir y le daré mi corazón a mi novia. Los muchachos dicen cosas tan irracionales como ésta de tanto en tanto.

Después de todo, Felipe aparentaba para su madre estar en perfectas condiciones de salud. Tres semanas después, Felipe despertó una mañana y se quejó de dolor en el lado izquierdo de su cabeza.

Comenzó a perder el aliento y a no poder caminar. Fue llevado al hospital donde se descubrió que una vena de su cerebro había explotado, causándole la muerte cerebral. ¡La súbita muerte de Felipe desconcertó a sus médicos! Mientras permanecía con el respirador artificial, su familia decidió permitir a los cirujanos quitarle el corazón para Donna y sus riñones y ojos para otros que necesitasen estos órganos.

¡Donna recibió el corazón de Felipe! Luego del trasplante, el padre de Donna le contó que felipe había estado evidentemente enfermo tres meses antes de morir. Dijo: Donó sus riñones y sus ojos. Hubo una pausa y Donna dijo: Y yo tengo su corazón.

Su padre le dijo: Sí, esto fue lo que él y su familia deseaban. La expresión de ella cambió un poquito. Le preguntó entonces a su padre quién lo sabía. Él le dijo: Todos. Nada más se dijo.

Varios días después, un cortejo fúnebre parecía comenzar a moverse entre los huertos y campos de Patterson, California. La procesión era tan larga que parecía de un príncipe, pero era la de Felipe. Su única pretensión fueron su amor y su corazón.

Es inolvidable cuando una persona ofrenda su vida para que alguien a quien ama pueda vivir. Sería inolvidable si usted hubiese recibido un nuevo y saludable corazón de alguien que lo amará más de lo que usted pudiese apreciar.

Cada instante de su vida sería un tributo hacia aquél que lo amó tanto como para dar su vida por usted…

Vía Renuevo de Plenitud

A %d blogueros les gusta esto: