No estacionarse


Un ministro estacionó su automóvil en una zona donde estaba prohibido hacerlo en medio de una gran ciudad y colocó el siguiente mensaje en el parabrisas:

-He dado diez vueltas a esta cuadra. Tengo una cita que cumplir. Perdona nuestras ofensas.

Cuando regresó a su automóvil, encontró esta respuesta escrita en su nota, junto con una boleta de infracción:

– Yo llevo diez años dándole vueltas a esta cuadra. Si no le impongo una multa, pierdo mi trabajo. No nos dejes caer en la tentación.

Bits & Pieces

Anuncios

Acerca de Luis Castellanos

Luego de unos años en Maracaibo, de regreso en Caracas. Docente Universitario y Bloguero. Orgulloso padre de dos hijos. luiscastellanos @ yahoo.com | @lrcastellanos

Publicado el 30 octubre, 2008 en Uncategorized. Añade a favoritos el enlace permanente. 4 comentarios.

  1. Cada uno tenía algo que cumplir, y ambos parece ser que lo cumplieron. Uno no perdonó, su cita, y el otro, no cayó en la tentación de ponerse en su lugar.
    Un saludo.

  2. Asi es. Cada quien debe hacer lo que debe hacer. Saludos Raquel…

  3. Bueno pues en cuestión de enfoque, en mi opinión, deben ser accesibles, puesto quien se toma la molestia de dejar recados de esta índole.
    saludos.

  4. Saludos Mary. Pues tienes razòn…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: